facebook
Published On: Lun, Sep 18th, 2017

Cómo hacer una crema hidratante de cera de abejas y aceite de oliva

La crema hidratante para la piel es uno de los productos cosméticos que no suelen faltar dentro de la rutina de belleza diaria.

Su aplicación ayuda a contrarrestar los efectos dañinos del sol y las toxinas, manteniendo los tejidos cutáneos humectados y elásticos.

Estas suelen tener componentes llenos de vitaminas, minerales y compuestos antioxidantes que, al absorberse, optimizan el proceso de regeneración celular.

Además, su aplicación disminuye la presencia de células muertas y, a largo plazo, previene la aparición de signos de la edad prematuros.

Lo mejor de todo es que existen muchos ingredientes para prepararlas, ya que no hace falta adquirir exclusivamente las presentaciones comerciales.

En esta oportunidad queremos enseñar a elaborar una con cera de abejas y aceite de oliva, ideal para mantener la dermis suave y firme.

¿Te animas a hacerla en casa?

Crema hidratante de cera de abejas y aceite de oliva

La crema hidratante de cera de abejas y aceite de oliva es un producto natural que nos ayuda a mejorar  el aspecto de la piel sin exponerla a químicos agresivos.

Su concentración de nutrientes esenciales promueve la regeneración celular cutánea y, debido a esto, es idónea para evitar arrugas, manchas y otras señales de la edad.

Está recomendada para las pieles sensibles y resecas, puesto que sus ingredientes son antiinflamatorios y sobreponen la pérdida de aceites naturales de la piel.

 Beneficios de la cera de abejas

Beneficios de la cera de abejas

La cera de abejas es un producto antiséptico y emoliente que suelen producir las abejas como mecanismo para defender su colmena frente a sustancias externas o invasores.

  • Es un ingrediente cargado de enzimas, antioxidantes y vitaminas y minerales que se han aprovechado para beneficio humano.
  • En la cosmética suele elegirse por su versatilidad y acción hidratante, ya que, combinada con otros componentes, revitaliza la piel seca y opaca.
  • Contiene ácidos grasos, aminoácidos y vitamina E, nutrientes que ayudan a regenerar los tejidos para conservarlos saludables y jóvenes.
  • Actúa como protector contra las agresiones causadas por los rayos UV del sol, minimizando su impacto sobre las células.
  • Sus compuestos antiinflamatorios, antisépticos y cicatrizantes son ideales para promover la regeneración cutánea en casos de quemaduras o cortes superficiales.
  • La absorción de sus nutrientes inhibe las agresiones de los radicales libres y, a largo plazo, evita que generen arrugas e imperfecciones.

Beneficios del aceite de oliva

aceite-de-oliva

El aceite de oliva es un ingrediente hidratante y regenerador que se ha valorado desde la antigüedad por su alto contenido de grasas saludables y antioxidantes.

Si bien sus principales aplicaciones son medicinales y gastronómicas, su exclusiva composición también sirve para diferentes fines cosméticos.

  • Sus grasas saludables hidratan hasta los tejidos más profundos de la piel, solucionando el exceso de sequedad y la acumulación de células muertas.
  • Tiene pequeñas dosis de vitamina E, nutriente que previene el envejecimiento celular y la pérdida de elasticidad y firmeza.
  • Su absorción alivia las agresiones causadas por el estrés oxidativo y los rayos UV, dejando un aspecto brillante y sano.
  • Favorece la cicatrización de los tejidos y reduce la aparición de manchas y líneas de expresión.

¿Cómo preparar esta crema hidratante de cera de abejas y aceite de oliva?

crema hidratante de cera de abejas y aceite de oliva

Para obtener un producto de alta calidad es muy importante adquirir cera de abejas 100 % orgánica y aceite de oliva virgen extra.

Esta aclaración es muy importante, ya que en las tiendas suelen distribuir presentaciones refinadas que no tienen sus mismos valores nutricionales.

Ingredientes

  • 5 cucharadas de cera de abejas  (75 g)
  • 6 cucharadas de aceite de oliva extra virgen (96 g)
  • 1 cucharada de aceite de vitamina E (15 g) (opcional)

Utensilios

  • Recipiente resistente al calor
  • Cuchara de madera
  • Frasco de cristal con tapa

Preparación

  • Incorpora la cera de abejas en un recipiente resistente al calor y caliéntala al baño María.
  • Cuando se derrita, agrégale el aceite de oliva y remuévela para que todo se integre bien.
  • Retira el producto del fuego y deja que repose de 5 a 10 minutos.
  • Antes de que se solidifique, agrégale una cucharada de vitamina E para que se conserve por más tiempo.
  • Viértela en un frasco de cristal con tapa y almacénala en un lugar fresco y oscuro.

Modo de aplicación

  • Toma la cantidad de crema que desees y aplícala sobre la piel hasta que absorba bien.
  • Úsala todos los días.

Si estás buscando una crema hidratante para mantener tu piel suave y libre de agresiones, no dudes en preparar esta sencilla fórmula con cera de abejas y aceite de oliva.

Úsala de forma habitual y comprueba por ti misma sus beneficios.