facebook
Published On: Lun, Oct 2nd, 2017

Remedios caseros para tratar la enfermedad hepática

La enfermedad hepática o higado graso aparece cuando este órgano no puede realizar sus funciones habituales debido a la acumulación de ácidos grasos. Cuando más del 5 al 10 % del hígado de una persona es grasa se puede considerar que padece la patología.

La acumulación de células grasas en el hígado lo hace vulnerable a lesiones que pueden causar inflamación y con ello, cicatrices.

Existen medicamentos para tratar esta enfermedad, pero la mejor manera de tratarlo sin duda alguna es a través de remedios caseros, justo como los que te vamos a recomendar en esta ocasión.

Remedios caseros para tratar la enfermedad hepática

Remedios caseros para tratar la enfermedad hepática

Vinagre de sidra de manzana

Es uno de los mejores remedios para el higado graso debido a que ayuda a deshacerse de la grasa acumulada dentro y alrededor del hígado. Además de promover la pérdida de peso, promueve la pérdida de peso y estimula el sano funcionamiento de este y reduce la inflamación.

¿Cómo tomarlo?

  • Agregue una cucharada de vinagre de sidra de manzana en un vaso de agua tibia
  • Puede añadir miel para suavizar el sabor amargo
  • Tómelo dos veces al día, siempre antes de ingerir los alimentos
  • Continuarlo por uno o dos meses

Limón

Como es sabido, el limón contiene altas cantidades de vitamina C, el antioxidante por excelencia para producir las enzimas llamadas glutatión que neutraliza las toxinas, ayudando al higado graso con la desintoxicación.

Un estudio publicado en 2014 en la revista Clinical and Experimental arrojó que un compuesto presente en los limones llamados naringenin ayuda a aliviar la inflamación del hígado.

¿Cómo tomarlo?

  • Saque el zumo de ½ limón en un vaso de agua
  • Beba dos o tres veces al día durante varias semanas
  • Otra manera de tomarlo es agregando dos o tres limones picados a un tarro de agua y tomarla a intervalos regulares durante el día.

Diente de león

Esta hierba funciona como un poderoso tónico del higado graso, ideal para tratar la enfermedad hepática grasa. Ayuda a desintoxicar y metabolizar la grasa acumulada y promueve la función regular del órgano.
¿Cómo tomarlo?

  • Añada una cucharadita de raíz de diente de león a una taza de agua caliente y deje reposar por 10 minutos
  • Cuele la mezcla, agregue algo de miel y tómelo
  • Tome tres tazas de este té a diario durante dos o tres semanas
  • Puede agregar hojas tiernas de diente de león a las ensaladas o simplemente comerlas cocidas como acompañamiento

Importante: No use esta hierba si es diabético o está embarazada.

Té verde

Un estudio publicado en el International Journal of Molecular Medicine en 2013 determinó que el té con catequinas de alta densidad tiene la propiedad de mejorar la función del hígado y la infiltración de grasa en pacientes que sufren la enfermedad hepática grasa no alcohólica.

¡Punto para el té! Su ingesta regular reduce el peso corporal y el porcentaje de grasa.

¿Cómo tomarlo?

  • Tome de dos a tres tazas de té verde a diario
  • Puede encontrarlo en presentación de cápsulas, sin embargo, debe consultar a su médico antes de tomar suplementos.

Agradecemos que hayas tomado parte de tu tiempo para leer esta publicación, no te olvides compartirla a través de las redes sociales.

Importante: Este sitio web no ofrece asesoramiento médico, ni sugiere el uso de técnicas como forma de tratamiento de problemas físicos, para lo cual se necesita la opinión de un médico.